SPORTELDE.COM – TELDE

El Rocasa Gran Canaria ha derrotado este sábado al Morvedre (22-29, 13-15 al descanso) en el pabellón René Marigil (Valenciano) gracias a una soberbia segunda parte más que aceptable en parcela defensiva, a diferencia de una primera parte donde no estuvo en el partido.

Las teldenses tardaron muchísimo en cogerle el tranquillo al choque, preocupante teniendo en cuenta que juega contra el antepenúltimo clasificado. Tiddara Trojaola, con nueve goles, salvó los muebles en el primer acto.

La primera parte, en sus primeros 20 minutos, se dio de una forma poco o nada perdonable para un candidato al título de liga, teniendo en cuenta además que los rivales directos han pasado por encima de este recién ascendido. Salvo en el 2-3 anotado por anotado por Tiddara Trojaola en el minuto 6, nunca estuvo por delante.

Las teldenses mantuvieron los pecados de los últimos encuentros. Bastante flojas en defensa, poco certero en ataque (con varias pérdidas de balón y algunos lanzamientos fuera) y con balances defensivos impropios del equipo. Eso obligó a Carlos Herrera a ordenar a Roberto Santana (que pone el título de entrenador nacional) a solicitar tiempo muerto cuando se iba a llegar al minuto 23, porque la diferencia era de tres (12-9) y el equipo no respondió.

En esos últimos minutos del primer acto, las valencianas defendieron en abierto. Fue el respiro para las amarillas, que lograron recortar distancias (del 12-9 al 12-11). Los tantos de Tiddara Trojaola (por tres veces, nueve en total en la primera parte) y de María González permitieron a las amarillas irse al descanso por delante en el marcador (13-15).

El color del partido cambió radicalmente en la segunda mitad. Carmen Toscano empezó a los 33 segundos una estampida que María González (2) y Tiddara Trojaola secundó en los primeros minutos. El Rocasa pasó del 13-15 al 13-19. Eso obligó al tiempo muerto del Morvedre para que el equipo empezar a respirar más tranquilo, que no es lo mismo que confiarse.

Pero el cuadro de Carlos Herrera supo defender bien el resultado. Empezó a tener más efectividad en las labores ofensivas, apareció Silvia Navarro en la portería. Esto supuso que el Rocasa se fuera en el marcador (18-24, minuto 50) y que el encuentro quedara sentenciado a diez minutos del final.

Manuel Etayo no tiró la toalla. A pesar de la renta y lo poco que le quedaba al encuentro, solicitó tiempo muerto para cambiar la dinámica de su equipo. Pero nada sirvió, porque el Rocasa se mantuvo firme y se metió definitivamente los tres puntos en el bolsillo a cinco minutos.

FICHA TÉCNICA:

22 CB MORVEDRE (13+9): Sonora Solano; Esther Lacueva, Rocío Rojas (7), Cristina Polonio (3), Raquel Bejarano, Beatriz San Isidro (4) y Magdalena Fernández Agustí (4) -siete inicial- Carla Sánchez (1), Sara del Río (1), Gema Santaisabel (1) y Ángela López (1).

Entrenador: Manuel Etayo

29 ROCASA GRAN CANARIA (15+14): Silvia Navarro; Manuela Pizzo (1), María González (5), Seynabou Mbengue (3), Tiddara Trojaola (11), Gleinys Reyes (1) y Haridian Rodríguez (3) -siete inicial- Carmen Toscano (1), Dara Hernández, Lisandra Lussón (1), Vitoria Dos Santos (3).

Entrenador: Carlos Herrera

PARCIALES: 2-1, 5-4, 9-8, 10-9, 12-11, 13-15 (descanso) 13-17. 15-20, 18-23, 18-24, 21-27 y 22-29.

ÁRBITROS: Manuel Mohedano Fernández (Castilla La Mancha) y Vicente Peris (Cataluña). Excluyeron a Cristina Polonio (14’ y 40’), Ángela López (18’) y Gema Santisabel (45’) por el Morvedre, así como a Gleinys Reyes (8’), Haridian Rodríguez (10’), Manuela Pizzo (22’) y Vitoria Dos Santos (38’ y 44’) por el Rocasa Gran Canaria.

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la octava jornada de la Liga Guerreras Iberdrola celebrado en el pabellón René Marigil.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here